El retablo del Cristo de las Tres Caídas comienza a montarse el 14 de junio

El retablo del Cristo de las Tres Caídas comienza a montarse el 14 de junio

J. Gómez Palas Actualizado 10/05/2012 18:21
Manuel Guzmán es el autor del retablo - El Correo Compartir:
Su montante total ha rondado los 280.000 euros

Ya hay fecha para que comience a materializarse uno de los grandes proyectos pendientes en la hermandad de la Esperanza de Triana. El próximo 14 de junio, caso en vísperas del cabildo general de elecciones, se iniciará en la capilla de los Marineros el montaje del portentoso retablo del Cristo de las Tres Caídas, ejecutado en el taller de Manuel Guzmán siguiendo un diseño de su padre, el recordado Guzmán Bejarano.


Con 9,5 metros de alto y 7 de ancho, el retablo del Cristo de las Tres Caídas ha sido elaborado en madre de cedro con con gran atrevimiento en sus formas. El conjunto estará rematado por un bajorrelieve que simbolizará a Triana: la Abuela, la Virgen y el Niño.


El hermano mayor de la corporación. Adolfo Vela, asegura que las labores de montaje, si no surgen contratiempos, se prolongarán por espacio de tres semanas. El retablo se instalará sin dorar, a la espera de que la nueva junta de gobierno que saldrá de las urnas en junio adopte una decisión.


La junta actual ha puesto en marcha una campaña de captación de cuotas extraordinarias de carácter voluntario entre los hermanos para terminar de sufragar el coste del retablo, cuyo montante total ronda los 280.000 euros. Gracias a la "masiva respuesta" a esta campaña, Adolfo Vela señala que "al final van a quedar por pagar unos 10.000 o 12.000 euros, cantidad perfectamente asumible por la hermandad".


Con la instalación del retablo del Cristo de las Tres Caídas aún no se pueden dar por concluidas las obras en la capilla de los Marineros, ya que quedan todavía pendientes proyectos como los del columbario y la sacristía definitiva.

Comentarios