Los azulejos para la zapata de Triana llevan un mes hechos y son de Castellón

Los azulejos para la zapata de Triana llevan un mes hechos y son de Castellón
13 Comentarios Vota
1 2 3 4 5
Resultados
Compartir:
José Gallego Espina, Sevilla Actualizado 18/08/2012 23:00
La primera fase del proyecto cubrirá la zapata con un mural cerámico de 11x4 metros que costará 60.000 euros. - Fran Palacio Compartir:
La empresa de un ceramista de Alcalá, nacido en Triana, los ha pintado y se colocarán en septiembre

Aunque muchos pensaron que el Ayuntamiento había desistido en su propósito de cubrir con un mural cerámico el malecón de la calle Betis, después de que el alcalde anunciara un proceso de reflexión en torno a esta idea, contando para ello con el ceramista Alfonso Orce como mediador, lo cierto es que la primera fase de la obra se llevará a cabo a la vuelta del verano. Ese diálogo del que habló Juan Ignacio Zoido ha sido más bien una conversación entre afines al proyecto, que se ha ganado a pulso el rechazo de sectores conservacionistas de la ciudad, que lo ven como un atentado al patrimonio del siglo XVIII.

Mientras el Consistorio hablaba de reflexión y celebraba un foro de expertos en la materia, lejos de Sevilla, en Castellón se horneaban los azulejos que van a cubrir el malecón de la calle Betis.

El Ayuntamiento ha encargado las lozas a una de las mejores empresas de Sevilla dedicadas a la cerámica, que entre otros trabajos participó en la rehabilitación de la Plaza de España. Se trata de Cefoarte, una compañía de Alcalá de Guadaíra, fundada por un experto ceramista trianero. La firma ha importado las baldosas cerámicas -pasta prensada y horneada que forma la parte de la loza conocida como bizcocho, es decir, el azulejo sin los esmaltes- de la provincia castellonense y aquí se pintará y enmarcará.

Pese al anuncio de proceso de reflexión, los azulejos que conformarán el mural llevan embalados en esta empresa y listos para ser trasladados a Triana desde hace más de un mes, por lo que parece que nunca estuvo entre los planes del Consistorio la posibilidad de dar marcha atrás. Alfonso Orce, doctor en Bellas Artes y experto en cerámica, ha visitado incluso la fábrica y ha visto las lozas terminadas, mostrando su admiración por la calidad del trabajo. Este experto ha sido el encargado de mediar entre los afines y los detractores al proyecto, si bien no invitó a ninguno al debate que sobre esta iniciativa se celebró en Sevilla antes de verano.

Tras aquel encuentro declaró que percibe "un clima favorable" respecto a la colocación de los azulejos con el nombre del barrio en la zona central de la zapata, según recoge la publicación Triana Crónica en su número de verano. Según añade, no habría problemas en ejecutar la primera fase, dejando para más adelante la discusión de adornar el resto del malecón con la vista de Sevilla de Anton van den Wyndaerde de 1567. De hecho, califica de "enriquecedor" el debate llevado a cabo en unas jornadas sobre este tema, a las que no fueron invitados los detractores del proyecto, impulsores del grupo Salvemos Triana... y Sevilla, con 4.000 seguidores en Facebook. Uno de sus impulsores, Amaro Sánchez de Moya, denuncia que ninguna de las personas convocadas a aquel foro era experta en patrimonio. "No discutimos si los azulejos son buenos o malos, pero aquello fueron unas jornadas de amigos. No invitaron a los detractores ni a expertos que han expresado su rechazo como Vicente Lleó, Fernando Amores, la Academia de Bellas Artes de Santa Isabel de Hungría o Víctor Pérez Escolano", lamenta.

A su juicio, el Ayuntamiento ha organizado este diálogo para crear ese "clima favorable" del que habla el doctor Orce. "Ese señor es un pintor ceramista pero no sé qué conocimientos tiene de arquitectura o patrimonio", dice.

Orce ha declarado sobre ese debate que "una cosa que los participantes hemos tenido en común es que queremos hacer cosas buenas por Triana". "Aquí no se han hablado de gustos, porque eso es algo muy personal y subjetivo. Se ha tratado de construir por el barrio y de ver qué cosas benefician y atraen más turistas".

Ahora es el Ayuntamiento quien, tras leer las conclusiones del encuentro, dará el veredicto, aunque teniendo en cuenta que está todo listo para colocar las baldosas, pocas dudas quedan. Precisamente en la misma publicación que entrevista a Orce, el concejal del distrito Triana, Francisco Pérez, da alguna pista más de las intenciones municipales. "El proyecto es perfectamente legal y respetuoso con el patrimonio", afirma Pérez, quien añade que abrir esta fase de diálogo sobre el alicatado lo que pretendía era "explicarlo más y dar más tiempo para informarse a todos".
0