El Charco de la Pava se reabre como Vega de Triana sin luz, bancos ni agua

El Charco de la Pava se reabre como Vega de Triana sin luz, bancos ni agua
Comente esta noticia Vota
1 2 3 4 5
Resultados
Compartir:
Actualizado 16/10/2012 22:06
INFO RELACIONADA
Las imágenes del nuevo parque Vega de Triana
Compartir:
La obra arrancó en 2008 y terminó hace un año, pero el Consistorio no había asumido su mantenimiento

El mantenimiento del nuevo parque de la Vega de Triana, o Charco de la Pava, le costará al Ayuntamiento 480.000 euros anuales, por eso se ha retrasado casi un año su inauguración oficial. El Consistorio no tenía fondos para asumir su conservación, algo que hará a partir de enero. Mientras tanto, la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG) se hará cargo de sus 80 hectáreas de zona verde y aparcamiento. Eso sí, tampoco se sabe si algún día habrá papeleras, bancos, fuentes o luz en este "gran pulmón", según el alcalde, Juan Ignacio Zoido, que ayer lo visitó junto a vecinos de la zona, los mismos que ya usan sus senderos y carriles bici desde hace casi un año.

Las obras empezaron en julio de 2008 y duraron tres años. El proyecto se tuvo que modificar en varias ocasiones, sobre todo, para adaptarlo al aparcamiento de la Feria y para introducir el paso bajo el Muro de Defensa -en la ronda de los Tejares-, lo que evitará que los vecinos de Triana se jueguen la vida cruzando por una de las carreteras más transitadas de la ciudad. Además, se instaló una compuerta para evitar el paso del agua a Triana en caso de inundaciones. En total, la adecuación de esta zona junto al río, que comprende la margen izquierda desde el Puente de la Pañoleta hasta el puente de la carretera de Coria del Río, costó 17,5 millones, financiados al 80% por la CHG a través de Fondos Feder y el 20% restante por el Ayuntamiento.

Es el penúltimo parque que se abrirá incluido en el convenio de colaboración entre la CHG y Urbanismo para la restauración hidrológico-forestal y la protección de cauces de la ciudad, un pacto cuya primera obra, el Paseo de la O, acabó en 2007. La última será el parque en el Polígono Sur.

Ayer mismo, usuarios de esta zona verde ya denunciaban que no hubiese un solo banco para sentarse, ni luz de noche, ni papeleras, así como que tenga más zonas de albero que de césped. Y es que parte de este parque es un parking, de ahí el acceso y las vías para los coches. Incluso sus usuarios denuncian que en medio del carril bici existe un pivote de hierro a la entrada donde ya son varios los ciclistas que han sufrido accidentes, sobre todos vecinos de San Juan de Aznalfarache de ida o vuelta a casa.


Con todo, el parque Vega de Triana luce nuevos elementos (lomas, senderos, árboles, estancias y plazas). Cuenta con 180.000 metros cuadrados de pradera natural, con 3.229 árboles y 24.850 arbustos. Para protegerlo de posibles inundaciones incluso se ha llevado a cabo una elevación longitudinal de tierra a lo largo de la ribera del río Guadalquivir, en concreto, de 8,5 metros de altura, frente a las 11,5 del Muro de Defensa. El carril bici tiene 4,2 kilómetros y es un "verdadero velódromo", según los responsables del proyecto.

Juan Ignacio Zoido aseguró ayer que esta zona verde es ideal para deportistas de todas las edades y para el disfrute de las familias -siempre que se lleven agua, protección solar y no se queden hasta la noche- y que su uso será compatible con el parking de la Feria. Sobre las instalaciones deportivas existentes, explicó que se está perfilando un proyecto de mejora y ampliación de las instalaciones, que contará con pistas de pádel, tenis, baloncesto y balonmano. No dio presupuesto ni plazos. En cuanto a la seguridad del parque, Zoido pidió a los ciudadanos que lo respeten "porque su conservación cuesta mucho". "Espero que el vandalismo no se lleve lo mucho y bueno que se ha hecho aquí", apostilló.

Comentarios